6 de agosto de 2017

Más allá del Tajo, el Alentejo portugués 3ª Parte


Después de abandonar el bonito pueblo de Monsaraz, cruzamos el gran mar interior de Alqueva para adentrarnos en tierras antaño dominadas por los árabes o moros como así lo atestiguan el nombre de sus pueblos. Finalizando en Évora una de las joyas alentejanas.

Itinerario de la entrada

Dejamos Monsaraz a media tarde y ponemos rumbo a Mourao. Para ello tomamos la carretera que nos baja al embalse de Alqueva que sorprende por sus dimensiones. Vemos que a los pies de Monsaraz pegando al embalse debe haber una zona de picnic ya que hay varias autos estacionadas, probablemente exista una zona de baño y un embarcadero.

Embalse de Alqueva

Ubicación parking Mourao

Parking Mourao

Llegamos a Mourao donde tenemos previsto visitar su castillo y como el acceso lo vemos complicado dejamos la auto estacionada en la Plaza de la República, GPS: 38 23 00 N 7 20 40 W, gratuito y sin servicios.

Castillo de Mourao


El castillo por fuera presenta un estado bastante aceptable pues se nota que hay partes que han tenido que ser rehabilitadas. De nuevo nos encontramos con otro castillo que está abierto al público y no se cobra entrada para visitarlo.


Accedemos por la puerta principal flanqueada por dos torres albergando una de ellas y de forma un tanto curiosa una torre de una antigua Iglesia.


En el interior de este gran recinto amurallado no hay prácticamente gran cosa que ver. Sí que se puede caminar por lo alto de las murallas y acceder a alguna de sus torres siendo ahora el lugar de residencia de palomas y otras aves.


Si uno se fija bien, todavía puede contemplar algún escudo nobiliario sin duda de uno de los antiguos propietarios del castillo.


Sin duda el castillo de Mourao tuvo que ser un complejo bastante importante en esta zona de fronteras pues los restos que podemos observar dan fe de la importancia del monumento. Una pena que no se haya restaurado este conjunto.



Adosada a las antiguas murallas de la fortaleza se ubica la Iglesia de Nossa Senhora das Candeias que se le ve nueva y en uso aunque la encontramos con la puerta cerrada.


Dejamos Mourao y ya con los últimos rayos solares partimos hacia Moura por tierras donde el olivo es el principal protagonista y donde pernoctaremos la noche de hoy para mañana visitar el pueblo.

Ubicación del parking en Maoura

Parking Moura

Estacionamos en una explanada de tierra situada en la misma carretera por la que hemos llegado al pueblo y que está bastante bien situada, GPS: 38 08 28 N 7 27 10 W, gratuito y sin servicios.
Dormimos acompañados por otras 3 autos más rodeados de bastante tranquilidad.
A media noche el frigo deja de funcionar pensando que se ha terminado el propano. Cambio la botella pero el problema persiste. Después de la correspondiente revisión llego a la conclusión que tenemos una avería y que tendremos que adelantar la vuelta a casa ya que sin frigo a gas es complicado seguir.


Con este inconveniente nos ponemos en marcha para visitar el pueblo de Moura que como  no podía ser de otra manera posee su correspondiente castillo.
Antes de llegar al castillo callejeamos por la zona de la morería con esas callejeulas estrechas, encaladas y adornadas con infinidad de flores y plantas.


Nos salen al paso alguna que otra curiosa fuente y también una casona orgullosa de su rico pasado y que hoy en día ya no conserva ni rastro de lo que debió ser.


Torre do Relógio, interior del castillo

Una vez dentro del castillo comprobamos que en Moura sí que ha realizado trabajos de conservación del interior del recinto y han sabido darle una utilidad a toda esta zona. Vemos que aquí se alza la moderna oficina de turismo con una sala de exposiciones tanto de trabajos como de productos de la zona.


De nuevo el acceso al interior del recinto es gratuito aunque la visita es por cuenta propia si bien con el folleto que te dan en la oficina te permite conocer algo más la historia del lugar y de la comarca sin duda marcada por la construcción del enorme embalse de Alqueva.



A diferencia del castillo de Marvao, aquí se alzan varios edificios unos mejor conservados que otros, aunque al ser primeras horas de la mañana están cerrados por lo que no sabemos que albergan en su interior.


Igualmente se están realizando trabajos de excavación que están dejando a la vista las estructuras de construcción de los antiguos pobladores del castillo desde tiempos de los árabes.



Se puede acceder a la torre del homenaje a través de unas escaleras metálicas que han habilitado al efecto y que nos ofrece unas bonitas vistas de la población de Moura y su entorno.


Una vez visitado el castillo seguimos visitando el pueblo y nos metemos en un pequeño mercado municipal donde venden algunos productos locales como setas, dulces, quesos, embutidos, etc. Nosotros como no podemos resistirnos volvemos a comprar queso de la zona que tanto nos gusta.



Por la misma calle llegamos a otro bonito rincón. La torre do Relógio, la Iglesia de Sao Joao Baptista y alguna que otra casona defendida por antiguos cañones.

Iglesia de San Juan Bautista


Encontramos la Iglesia abierta por lo que pasamos a su interior descubriendo un coqueto templo con la originalidad de su altar cubierto de azulejos.




Puerta de la Iglesia

Sin duda lo que más nos llama la atención de esta Iglesia es su curiosa y preciosa puerta de piedra, una maravilla que hace que nos quedemos un rato contemplándola.


Justo enfrente se ubica el jardín Dr. Santiago em Moura un verdadero pulmón de la ciudad y un lugar muy cuidado donde refugiarse en días calurosos.


Seguimos callejeando por Moura descubriendo un pueblo bastante animado y con bastante ambiente comercial con algunas tiendas que no hemos visto en otros lugares que hemos visitado antes.
Terminamos de ver Moura y como el frigo sigue sin funcionar a gas decidimos adelantar nuestro regreso a casa dejando para otro viaje Beja, Serpa, Mina de Sao Domingos y Mértola.

Castillo de Portel

Ponemos por tanto rumbo a Evora que será nuestro último lugar a visitar en esta escapada portuguesa no sin antes detenernos a contemplar la magnífica silueta del castillo de Portel desde abajo del pueblo. Con ello nos conformamos y proseguimos nuestro viaje hasta detenernos en Evora.

Situación del parking en Evora

Parking Evora

En Evora hay varios parkings para estacionar. Nosotros elegimos una gran explanada de tierra donde vemos estacionadas bastantes autocaravanas, pero hace bastante calor y buscamos un lugar enfrente bajo unos árboles que nos cobijen, GPS: 38 34 00 N 7 54 30 W, gratuito y sin servicios.

Parking de las autocaravanas

Plano turístico de Evora

Una vez estacionados a la sombra tomamos la ascendente Rua da República adentrándonos en el casco antiguo de esta ciudad imprescindible si viene uno por esta parte de Portugal.


El primer monumento que nos encontramos es la Iglesia de San Francisco donde se ubica la famosa capilla de los huesos, un lugar repleto de huesos humanos y que  nosotros ya visitamos la primera vez que estuvimos en Evora por lo que nos conformamos con ver el interior de la Iglesia y no visitar la capilla.



Seguimos ascendiendo hasta llegar a la Plaza do Giraldo donde está situada la oficina de información y turismo. Tomamos un mapa para orientarnos correctamente por la ciudad y seguidamente vamos en busca del templo romano.

Plaza do Giraldo


Templo romano de Evora

Nos cuesta un rato localizar el templo romano aunque finalmente damos con él y cuando aparece ante nuestros ojos nos quedamos de nuevo impresionados como la primera vez que lo vimos ya que es de unas proporciones y armonía que no deja indiferente a nadie.


Creemos que es el monumento más visitado de Evora si nos atenemos a la gran cantidad de turistas que estamos aquí haciendo lo mismo, fotografiarnos junto a este antiguo templo romano del siglo I a.c. que algunos creen dedicado a Diana la Diosa de la luna, la caza y la castidad.

Torre de la Catedral


Junto al Templo también hay varios monumentos que se pueden visitar como el Museo de la ciudad, la pousada convento de Évora, la Iglesia de San Juan Evangelista o el jardín de Diana.


Catedral

Seguimos el plano que llevamos y tras pasar junto a la bella Catedral vamos a parar un pazo conocido como de San Miguel, muy bien conservado y bastante bonito aunque nos tenemos que conformar con verlo por fuera ya que está cerrado

Pazo de San Miguel

Ahora vamos en busca de la Universidad de Evora para ver por lo menos la fachada ya que al ser Semana Santa está cerrada por vacaciones. Nos cuesta un poco encontrar la puerta principal pero al final damos con ella.

Universidad de Evora


De nuevo volvemos hacia el centro de la ciudad pasando por lugares muy bellos donde aparecen de vez en cuando restos de las antiguas murallas que rodeaban la ciudad en total simbiosis con las casas de más reciente construcción.


Me llama la atención el contraste entre la piedra en tonos amarillentos y el blanco encalado de las viviendas, una combinación muy apropiada.



Llegamos a la Catedral y tras comprobar que el acceso no es gratuito y que tampoco tenemos mucho tiempo decidimos no pasar dentro del templo aunque puede que sea interesante visitarlo y subir a las torres que son muy curiosas.




Desde la Catedral tomamos la Rua Cinco de Outubro que descubrimos es muy comercial donde abundan las tiendas donde se pueden adquirir los típicos productos típicos de la zona donde abunda bastante la temática del corcho.



Es increíble la cantidad de objetos que se pueden llegar a fabricar con el corcho, desde botellas, sombreros, gorras e infinidad de adornos y utensilios variados.



De nuevo  nuestros cansados pies nos vuelven a llevar a la Plaza do Giraldo donde abundan las terrazas llenas de gente y donde continuamente se oye el castellano como lengua predominante lo que demuestra la gran afluencia de turistas españoles por estas tierras tan cercanas.

Iglesia de Graça de Deus

Ponemos rumbo hacia el parking donde tenemos estacionada la auto dando así por finalizada la visita a Évora, aunque nos sale al paso la bonita fachada de la Iglesia de Graça de Deus por  lo que hacemos un alto para contemplarla.


Y ya para finalizar visitamos el Jardín público de Évora un parque bastante grande y que contiene en su interior varios edificios interesantes como el Palacio de Don Manuel o mejor dicho lo que queda del antiguo palacio real.



Y otro lugar que alberga el parque son las ruinas fingidas, un rincón romántico y evocador de épocas pasadas y  que actualmente son la morada de varios pavos reales que posan orgullosos ante la mirada de los turistas.



Con esto ponemos fin a nuestra escapada por el Alentejo portugués y ponemos rumbo a casa, algo contrariados por tener que haber adelantado el regreso debido a la avería del frigo y con la duda de si se podrá solucionar o habrá que pasar por el servicio técnico.

Itinerario Évora-Puebla de Don Rodrigo

Decidimos hacer la vuelta por Ciudad Real ya que salen menos kilómetros que por donde vinimos por lo que conducimos por la Nacional 430 hasta que llegamos al embalse de García de Sola donde nos detenemos para descansar, ver el entorno y hacer unas fotos

Embalse García de Sola


Estacionamos junto a la presa del embalse que recoge las aguas del río Guadiana y situado en un entorno bastante bonito y donde hay un camping en las inmediaciones, GPS: 39 08 40 N 5 10 59 W, gratuito y sin servicios.


Seguimos ruta hasta llegar al pueblo ciudarrealeño de la Puebla de Don Rodrigo donde se nos echa la noche encima y aprovechamos para pernoctar. Estacionamos en una callecita algo apartada de la carretera nacional, GPS: 39 04 55 N 4 37 12 W, gratuito y sin servicios aunque un lugar tranquilo para pasar la noche si se pasa por aquí y se echan las horas encima.

Pernocta la Puebla de Don Rodrigo

Tras una noche tranquila, desayunamos y partimos hacia casa donde llegamos sin mayor novedad poniendo así fin a nuestra aventura por tierras portuguesas tan cercanas y tan acogedoras.
Unos días después y tras las pertinentes gestiones consigo arreglar el problema del frigo que consistía en que el regulador o cliclé del gas estaba mal y tras poner uno nuevo todo vuelve a la normalidad a la espera de la siguiente escapada.




No hay comentarios: